El camino de los viñedos recorre los característicos valles alpinos y se sumerge en paisajes de montaña de incomparable belleza.